Tras los pasos de Pablo Sarabia en París